Al igual que los ornitorrincos, los equidnas ponen huevos y producen leche. Ahora, una nueva investigación publicada en la revista Sexual Development arroja luz sobre otra espectacular adaptación de este insólito animal: los equidnas de pico corto, Tachyglossus aculeatus, poseen un pene de cuatro puntas.

Cada glande en forma de roseta contiene una uretra; esto es, cada una de las cuatro puntas es capaz de soltar esperma y orina, pero sorprendentemente solo dos de ellas son utilizadas para reproducirse.

La investigadora principal, Jane Fenelon, cree que esto se debe a que la masa de tejido esponjoso que rodea las uretras de los machos, está completamente separada del resto del pene de los equidnas. De la misma forma, la arteria del pene, se divide en dos ramas en el pene equidna, lo que explicaría por qué solo dos glandes consiguen eyacular y cómo se hace posible esta adaptación de la eyaculación unilateral.

 

 

Deja un comentario
Mirá También: 

You May Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *