Un increíble arranque de furia estuvo a punto de terminar en tragedia a poco de finalizar el último encuentro disputado en el Jorge Luis Hirschi, donde Estudiantes cayó por 4 a 2 ante Colón y selló así la salida de Ricardo Zielinski de la dirección técnica del plantel de primera división. En medio de la tristeza y el enojo por la dura caída, dos hombres se cruzaron en una de las tribunas de UNO y uno de ellos estuvo a punto de arrojar al vacío al otro en un feroz arranque de violencia.

Los magros resultados del último tramo del Ruso como DT del León caldearon los ánimos entre los fanáticos albirrojos y los desacuerdos se convirtieron en violencia en la noche del último viernes.

De acuerdo con los testigos del dramático momento vivido en UNO, dos hombres en el codo de 57 y 155 se habrían trenzado en una feroz discusión sobre la labor del técnico, hasta que finalmente comenzaron a golpearse y uno de ellos comenzó a empujar al otro intentando arrojarlo desde la altura. En medio de la tensión, los demás fanáticos lograron contener a los enardecidos hinchas hasta que finalmente la situación pudo ser calmada por completo.

«¿Cagarte a trompadas? Bue, ponele que llego a entenderte, ponele, ¿pero querer tirar al precipicio a una persona por diferir en la opinión de un DT? Caca tienen en la cabeza», escribió una joven que fue testigo privilegiada del terrible suceso.

La misma fanática albirroja fue la que confirmó poco después que todo sucedió en el codo que fue construido provisoriamente para albergar al público visitante cuando el Pincha todavía disputaba la Copa Libertadores, una de las exigencias de la Conmebol para disputar los partidos del Pincha como Local en 1 y 57.

Mirá También:  Autorizan la transferencia de los terrenos de la Villa 31 junto a otros nueve predios

La misma escena, además, parecería haberse repetido en varios puntos del estadio. Es que más hinchas del León se volcaron a las redes sociales para dar cuenta de peleas y discusiones a lo largo y ancho de las tribunas de UNO.

La olvidable noche del Pincha no solo fue el desencadenante de una repudiable ola de violencia, que da cuenta de la crispación que se vive en el fútbol argentino en general; sino también la propia renuncia de Zielinski, quien dejó el campo de juego sin realizar declaraciones a la prensa pero le confirmó a la dirigencia albirroja su decisión de dar un paso al costado.

LA RENUNCIA DE ZIELINSKI

«Tuvimos una comunicación con Ricardo que nos manifestó su deseo de no continuar como técnico. Es una noche difícil para nosotros, tenemos un respeto absoluto por él y por su cuerpo técnico, también un afecto por eso queremos agradecerle», dijo el presidente del pincha Martín Gorostegui al confirmar la salida del DT y en el mismo sentido agregó: «Fue un viaje de casi dos años en los que hemos vuelto a ser: volvimos a ser competitivos y pusimos al club a luchar en un lugar del cual nunca debió dejar de estar. En un primer momento, entendimos que Ricardo debía quedarse, pero no tenemos mucho para reprocharle, él y nosotros decidimos arriesgar continuando, poniendo la cara en este tiempo».

El Ruso llegó proveniente de Atlético Tucumán a comienzos de 2021, cuando Estudiantes estaba sumergido en una crisis deportiva que amagaba con agravarse en cuanto a los promedios del descenso. De entrada cayó bien y contó con todo el apoyo del hincha: sacó resultados y alejó al Pincha de esa situación comprometida, además logró la clasificación a la Copa Libertadores y eso renovó la ilusión de la gente, necesitada de una participación en una copa internacional, cosa que le venía siendo bastante esquiva.

Mirá También:  Un joven mató de un golpe a otro que era acusado por un robo en Miramar

En la Copa, el principal objetivo, tuvo que atravesar los repechajes para entrar a la fase de grupos y el rendimiento fue muy bueno: llegó a cuartos de final, con una eliminación muy dolorosa de local y en el último minuto del partido contra Athletico Paranaense. El sueño de levantar una nueva Libertadores quedó trunco y dio inicio a una fuerte caída en el rendimiento del equipo del Ruso, que desde entonces a duras penas pudo levantar cabeza y terminó por desembocar en su irrevocable renuncia.

LOS NÚMEROS DEL RUSO

Bajo el mando de Zielinski, Estudiantes jugó un total de 92 partidos con un 53,6% de efectividad, una cifra nada desdeñable. El DT trajo consigo nuevos aires y ayudó a levantar a un Pincha que, hasta su arribo, atravesaba una dura crisis futbolística. Las estadísticas indican que, de esos casi 100 encuentros disputados, con el Ruso al mando se ganaron 40, empataron 28 y perdieron otros 24, obteniendo un total de 148 puntos. 

Fueron un año y ocho meses al frente del León, con 133 goles a favor y 99 en contra. El Estudiantes de Zielinski no pudo convertir en 32 partidos y se llevó la vaya invicta en otros 20.

En los clásicos con Gimnasia, en tanto, cumplió: con el Ruso como DT el Pincha estiró su racha sin derrotas ante el Lobo y empató todos los derbys disputados en La Plata. El 5 de junio de este año fue igualdad en un tanto por lado, el 20 de marzo también del 2022 selló otra igualdad en 1 y el 12 de mayo del año pasado fue testigo privilegiado de un inolvidable 4 a 4 que generó un sinfín de emociones en el Bosque.

Mirá También:  Provincia busca generar un "cambio cultural" con el proyecto de alcohol cero al volante

Pese a los buenos resultados, fue la performance en el segundo semestre de este año la que precipitó su salida del León: cosechó 12 derrotas en 27 partidos. Aún así, el ciclo del Ruso se inscribió como uno de los más longevos del milenio, escalando al tercer puesto de los técnicos que más partidos dirigieron a Estudiantes desde el 2000 a esta parte, solo superado por Alejando Sabella, con 97 partidos; y Mauricio Pellegrino, con otros 95.

Deja un comentario

You May Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *