La sensación de que ayer y la madrugada de hoy serían históricas es algo que no pasó desapercibido en Chascomús.

Desde las 18:00 hs del día Martes, manifestantes y colectivos feministas de distintos puntos de la ciudad decidieron sumarse a la vigilia por el debate y la votación del proyecto de aborto legal en el Senado con la organización de una vigilia y actividades en el Centro Cultural Vieja Estación.

Crédito de la foto: gentileza de Ximena Xiong

Respetando protocolos de seguridad, y al aire libre, con la proyección de la transmisión en vivo del debate del proyecto en el senado, y un micrófono abierto, la antigua estación del ferrocarril del Sud, por donde pasaron generaciones y aún sus muros hacen oír voces,fue sede de un escenario verde que hizo sentir hasta en el más mínimo detalle la sensación de que Chascomús también estaba siendo parte de la historia.

Con una DJ, música y alegría de fondo, el lugar también se prestó para que distintas manifestantes aprovecharan la ocasión para ofrecer sus expresiones artísticas y emprendimientos propios; para que pudieran, literalmente, “gritar” la necesidad de conquista que se materializó en cantos, lecturas y recitaciones por parte de distintas manifestantes.

A propósito de ello, Infozona conversó con Catalina Garriz y Maite Piazzoli. Dos militantes feministas auto convocadas que organizaron la vigilia. Según expresaron, el resultado de la vigilia superó ampliamente las expectativas.

Foto Infozona: Maite Piazzoli y Catalina Garriz. Feministas auto convocadas

En este sentido, sobre la idea de la convocatoria Maite Piazzoli expreso: “Nuestra primera idea fue transmitir el debate y poder brindar un espacio donde poder encontrarnos las personas que estamos avocadas a una lucha y a un debate especifico. Estaremos desde las seis de la tarde hasta pasadas las cuatro de la mañana”.

Mirá También:  “Corredor verde”: jornada ambiental de forestación y compostaje en Chascomús

Sobre la convocatoria en sí, la referente puntualizó: ” hicimos diferentes actividades, brindando un stand de información sobre educación sexual integral, posibilitado la expresión de las chicas”.

En la misma línea, Catalina Garriz agregó: “lo hacemos también para visibilizar lo que es una cuestión de salud pública, de salud reproductiva y que toca no solo los derechos de las mujeres. Por ello esta bueno que los y las vecinas se enteren”.

“Además, bajo la premisa de educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar y aborto legal para no morir, el stand de información sobre los métodos anticonceptivos, contó con un dispenser con preservativos“, sostuvo también Piazzoli.

Sobre el trato de la Ley en sí y la expectativa que estaba generando el debate, las militantes expresaron conjuntamente: “Estamos nerviosas, está todo muy palo a palo, y peleado. Pero tenemos esperanza en los votos indecisos. Creemos que tiene que salir”.

“Esto no puede esperar más, ya está. Ya no hay más nada que debatir. Las mujeres mueren por abortos clandestinos y nos deben este derecho” concluyeron. “Como dijo Ofelia Fernandez, en el 2018, es un derecho que tenemos y nos hace falta que nos lo reconozcan porque también se lo deben a las pibas que cargaron con culpa y con la criminalización, porque esto construye subjetividades” puntualizó Garriz.

Sobre la pertenencia de las chicas, las entrevistadas fueron claras al expresar que “somos mujeres y disidencias auto convocadas, todo esto surgió de una manera casi graciosa, en una charla pos marcha, después de hablar con May y las pibas. Nos motivó el hecho de que cuando íbamos a las marchas, no sabíamos quien convocaba a las marchas, y pensamos en por qué no organizarnos nosotras”. En este aspecto, Catalina Garriz detalló: “Luego de lo que fue el trato en Diputados, decidimos crear un grupo de Whatsapp con las chicas con las que siempre nos encontrábamos en las marchas, para pasar información y difundirla”.

Lo que pasó fue una utopía” agregó emocionada Maite Piazzoli. “Realmente todo surge de una movilización que tuvimos por visibilizar asuntos de pedofilia. Sentimos como la necesidad de organizarnos como espacio, y como no nos estaban brindando un espacio dijimos lo vamos a crear, y éramos diez en el grupo de whatsapp. Hasta que le pusimos feminismo Chascomús; pero la realidad es que ni sabíamos como ponerle…hasta que se da la media sanción en Diputados. La chicas se empezaron a sumar, de repente fuimos cincuenta y cuando nos dimos cuenta ya estábamos en esto” dijo.

Mirá También:  Revés para Larreta: la Justicia ratificó la suspensión de la venta de 86 hectáreas públicas

“Empezamos a soñar, a tirar ideas y pensamos en el Centro Cultural Vieja Estación. Estábamos inseguras, nosotras unas pibas, pensamos. Hicimos contactos y nos abrieron bien las puertas. No nos pusieron ninguna traba, nos comunicamos con la Directora de Políticas de Género Yanina Gazaniga, quien nos hizo gestiones ante Cultura, y de repente tuvimos la posibilidad de hacer la actividad, todo en menos de un mes”.

Crédito de la foto: gentileza de Ximena Xiong

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario