Microscopía electrónica de transmisión

«En nuestro trabajo, mostramos que se proporciona información engañosa si el comportamiento atómico se estudia en el vacío en lugar de usar nuestras células líquidas«, aclaró Nick Clark, coautor del trabajo.

Para su estudio, los autores desarrollaron una celda líquida de grafeno doble, compuesta por una monocapa central de disulfuro de molibdeno separada por espaciadores hexagonales de nitruro de boro de las dos ventanas de grafeno que la encierran. Cuando analizaron cómo se movían los átomos en los vídeos y compararlos con los conocimientos teóricos, descubrieron que el líquido acelera el movimiento de los átomos y también cambia sus sitios de descanso preferidos con respecto al sólido subyacente.

“Este es un logro histórico y es solo el comienzo: ya estamos buscando utilizar esta técnica para apoyar el desarrollo de materiales para el procesamiento químico sostenible, necesarios para lograr las ambiciones de cero neto del mundo”, concluye Clark.

Deja un comentario
Mirá También:  Descubren un nuevo y raro tipo de estrella

You May Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *