Un hombre de 80 años fue encontrado atado y muerto en su casa y, aunque no se constataron faltantes en vivienda, los investigadores creen que fue víctima de un robo y sufrió un paro cardíaco por el estrés del hecho. Según información oficial, la víctima se llamaba Mario Alberto Ochoa y vivía solo.

Fuentes policiales indicaron que fue el hijo de la víctima quien lo encontró tendido en el suelo y con las manos atadas en la vivienda de 15 entre 70 y 71 . Minutos después un patrullero y una ambulancia del Servicio de Atención Médica de Emergencias (SAME) llegaron al lugar y los médicos confirmaron el fallecimiento.

Aunque todavía no se descarta ninguna hipótesis, los investigadores apuntan a la posibilidad de que el trágico desenlace haya ocurrido en medio de un robo. Los agentes estiman que los delincuentes ingresaron a la propiedad en algún momento de la madrugada del sábado, ya que el cuerpo fue hallado alrededor de las 5.

La víctima, según se detalló, no presentaba lesiones de arma de fuego o arma blanca, por lo que se cree que podría haber sufrido un paro cardíaco a causa del estrés sufrido durante el asalto o bien haber fallecido asfixiado por los delincuentes. En cualquier caso, se aguarda por el resultado de la autopsia que se llevará a cabo sobre el cuerpo de Ochoa para terminar de determinar en qué circunstancias murió y por qué.

De acuerdo con los pesquisas, en la vivienda tampoco se registraron faltantes de dinero u objetos de valor, por lo que se iniciaron averiguaciones con el hijo y otros familiares para establecer si el jubilado tenía alguna suma guardada en su casa que los ladrones pudieran haber encontrado. Para los investigadores, sería uno de los principales datos para esclarecer el delito y dar con los autores del hecho.

Mirá También:  El gobierno de María Eugenia Vidal ahorrará 45 mil millones

Deja un comentario

You May Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *