De esta manera, se promueve la seguridad vial a la luz de la perspectiva de género, la violencia en el tránsito y los estereotipos, como parte de la buena convivencia en el tránsito y en la vía pública.

“Contar con capacitación en perspectiva de género en el ámbito de la educación vial es una herramienta fundamental para repensar nuestras acciones en la vida cotidiana y generar el compromiso para construir una sociedad libre de violencia y sin prejuicios de género.

Celebro la decisión política de ampliar la obligatoriedad de esta temática en la charla de concientización, a principiantes y a quienes renuevan sus licencias, puesto que se necesita de una deconstrucción genuina que involucre a todas y todos sin distinción de género”, destacó la directora de Políticas de Género, Yanina Gazzaniga, quien participó de este primer encuentro.

Este jueves se llevó adelante la primera charla incluyendo la perspectiva y los contenidos de géneros para concientizar sobre el impacto de las conductas viales, de la que participó la Directora de Políticas de Género, Yanina Gazzaniga; el subsecretario de Seguridad Ciudadana, Ramiro Canggianelli; el referente del equipo de Educación Vial, Ariel Altamirano; el responsable de Licencias de Conducir, Germán Altamirano y referentes de organizaciones sociales. Cabe recordar que las charlas de concientización vial están dirigidas a todos aquellos que tramiten la licencia y para los que la renuevan.

Durante el encuentro se dialogó sobre las construcciones sociales y culturales que producen desigualdad de género; en la importancia de asumir un compromiso de cambio de nuestras conductas en el espacio vial y cumplir y hacer cumplir la ley de tránsito sin discriminación de género.

Mirá También:  APOYO ECONÓMICO A EMPRENDEDORES DE NUESTRA CIUDAD

“Es importante mencionar que las representaciones sociales que deviene de estereotipos atribuyen ciertas conductas a los varones y otras a las mujeres; en este sentido, aparecen prejuicios acerca de que “la mujer no puede manejar”, o que “tendría que volver a la cocina de donde nunca debió haber salido”, entre otras expresiones que se escuchan a menudo”, señaló Ariel Altamirano.

En este sentido, estas representaciones son ideas del imaginario social y colectivo de una sociedad determinada y en un tiempo dado, que atribuyen al hombre y la mujer. A través de esta perspectiva se pretende abordar la deconstrucción de estas conductas, que son construcciones sociales y culturales en base a los roles que cada sexo asume en la sociedad.

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario