El fuerte temporal que azotó Bahía Blanca anoche y se extendió a primeras horas de la madrugada al Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), con ráfagas superiores a los 100 kilómetros por hora, ocasionó numerosos cortes de luz en la Capital Federal y los partidos del Gran Buenos Aires.

Aunque aún no se dispone de cifras exactas sobre la cantidad de hogares afectados, la magnitud de los daños se evaluó de manera inicial a través de las redes sociales, donde se compartieron imágenes y videos que documentaban diversos destrozos, como la caída de árboles, calles inundadas y voladuras de techos. Incluso, se reportó el destrozo de un escenario como consecuencia de la intensa tormenta.

La página del Ente Nacional Regulador de Electricidad (ENRE) experimentó una caída temporal, complicando la obtención de información precisa. Un posterior mapeo de los cortes de Baja Tensión (en azul) y Alta y Media Tensión (en rojo) proporcionó una visión general de los cortes, aunque se advirtió que la representación visual podría resultar exagerada. La primera evaluación cuantitativa del ENRE indicó que 337.905 usuarios de Edesur y 72.743 de Edenor se encontraban sin suministro eléctrico.

Posteriormente, hacia las 10:45 de la mañana, el número hogares sin servicio eléctrico se había reducido a poco más de 266.000 en el área de Edesur y a 70.400 en la parte atendido por Edenor.

Gran parte del sur del Gran Buenos Aires y una parte del norte del conurbano son las zonas principales zonas en las que se produjeron los cortes de suministro eléctrico que hasta el mediodía continúan. Las áreas más afectadas fueron Quilmes, Berazategui, Florencio Varela y partes de Lomas de Zamora.

Mirá También:  Los Toldos: detuvieron al femicida de Analía Maldonado

“Se está despejando riesgos junto con Defensa Civil y dotaciones de bomberos de los distintos municipios y trabajando en un plan de contingencia para la normalización del servicio; hay un daño importante en el tendido eléctrico. Lo primero es despejar riesgos y por eso pedimos a través de redes sociales a la gente que se abstenga de tomar contacto con cables caídos”, dijo Alejandra Martínez, de Edesur.

En la Ciudad de Buenos Aires, la zona que todavía continúa con la luz cortada es la que agrupa los barrios porteños de Barrio Norte Recoleta.

Desde Edenor, en tanto, calificaron la situación como “un evento muy particular” que hace necesario “estar sobre el terreno” para despejar obstáculos, resguardar la integridad de vecinos y operarios para que éstos pueden realizar las tareas de reparación necesarias.

“Hay distintas situaciones: alteraciones en líneas de alta tensión, que son las que afectan a mayor número de familias y usuarios comerciales e industriales y cuestiones más puntuales en media y baja tensión”, dijo un vocero, que también señaló que no se podía aún precisar el número de familias y personas afectadas por los cortes.

Edenor atiende un área geográficamente más reducida pero con mayor número de clientes, unos 3,3 millones entre clientes residenciales (familias, particulares), comercios e industrias.

Por su parte, en La PlataEdelap comunicó que “el 40% de los usuarios que se vieron afectados por interrupciones a raíz de la fuerte tormenta que azotó a la región esta madrugada ya cuenta con servicio normal gracias al accionar del personal que se encuentra trabajando en el operativo de emergencia”.

Mirá También:  Alberto Fernández tendrá un diálogo directo con Vladimir Putin por la vacuna contra el coronavirus

La tormenta produjo caída de árboles, voladura de ramas , techos, toldos que en algunos casos impactaron líneas de alta tensión y producen los cortes que alcanzan un mayor número de hogares afectados.

Deja un comentario

You May Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *