El futbolista Óscar Junior Benítez rompió la perimetral el 30 de diciembre y fue a la casa de su expareja Anabelia Ayala. El hecho se conoció a través de un video que se difundió en el canal Todo Noticias (TN).

De este modo, el exjugador de Lanús y Boca, que fue condenado por violencia de género, complica aún más su situación ante la Justicia, ya que purga condena con régimen de prisión domiciliaria.

 Anabelia Ayala se quitó la vida después de soportar agresiones y amenazas por parte de su ex, el jugador Oscar Junior Benítez.

Anabelia Ayala se quitó la vida después de soportar agresiones y amenazas por parte de su ex, el jugador Oscar Junior Benítez.

Las imágenes corresponden al 30 de diciembre a las 3.44 y fueron obtenidas por las cámaras de seguridad. En ellas se ve cómo Benítez estacionó en la puerta del domicilio de Ayala.

Sin embargo, eso no fue todo: el mismo día a las 10.52 volvió a asistir a la vivienda, esta vez con la mujer bajando del vehículo y entrando a su casa.

La familia de Ayala declaró que ella ingresó «notoriamente afectada», luego se encerró en su habitación y horas más tarde su hermano y su padre la encontraron sin vida.

Benítez está imputado por el delito de «coacción agravada por el empleo de arma de fuego en concurso real, con daños, amenazas y desobediencia».

La prima de Ayala realizó un posteo en su cuenta de Instagram en el que hizo una fuerte denuncia contra el futbolista por violencia de género contra su familiar.

En el mismo, compartió un chat de ella con Ayala en el que la víctima le dice «tengo todo el cuello duro», «me levanta en el aire de los pelos y me revolea para todos lados» y «me ahorca».

Mirá También:  Turquía castigará con penas de cárcel a aquellos que difundan "información falsa" en Internet

«Mi prima se quitó la vida, porque ya no aguantó. Se desgastó tanto mentalmente como físicamente. Este HDP Junior Benítez la golpeaba, la obligaba a irse con él», relató la mujer.

«Ella no podía tener contacto con el exterior, ya que él le hacía videollamadas 24/7. No la dejaba ni siquiera salir a comer al comedor con sus padres. Ella el 1 de enero decidió terminar con su vida para no soportar los miles de maltratos que este HDP le hacía», agregó.

Y finalizó: «Hoy le toca a mi familia despedirla. Ella no lastima a nadie, él la psicopateó por 5 años y no aguantó. Que se haga justicia por mi prima y que este hijo de put* no juegue más en ningún club».

Deja un comentario

You May Also Like

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *