Maestros de todo el país adhirieron a una medida de fuerza y marcharon a la Casa de Chubut en Buenos Aires en solidaridad con sus colegas que atraviesan un largo conflicto. 

Docentes de todo el país realizaron un paro y una marcha en repudio a la “brutal represión” que sufrieron los maestros chubutenses el jueves durante una movilización. La medida de fuerza, que se inscribe en el marco de un conflicto que tiene en vilo a la provincia hace más de cuatro meses, fue convocada por la Confederación de Trabajadores de la Educación (Ctera) y provocó la renuncia de dos ministros provinciales, así como la promesa del gobernador de Chubut de que les devolvería a los docentes el descuento de anteriores medidas de fuerza.

Una de las consecuencias más importantes del paro nacional fue el pedido de renuncia del gobernador Mariano Arcioni a su jefe de Gabinete, Federico Massoni. Encargado de dirigir el accionar de las fuerzas policiales y protagonista de muchas frases desafortunadas – “Habrá quienes no cobren ni un centavo” había dicho el martes, luego de que el gobierno chubutense anunciase que descontaría los ausentismos a todos los empleados públicos -, Massoni tenía una pésima relación con los gremios docentes. «Cada vez que nos acercábamos a una salida del conflicto, el ministro Massoni hacía un anuncio mediático y echaba más leña al fuego», explicó a Página 12 la secretaria adjunta de la Asociación de Trabajadores de la Educación de Chubut (ATECH), Marcela Capón. «Su renuncia significa bajar la virulencia del conflicto», aseguró.

Mirá También:  Los votos le dieron el sí a la reelección

Hace 16 semanas que los docentes de Chubut se encuentran de paro – y, sus alumnos, sin clases – debido a los aumentos salariales adeudados hace meses por el gobierno provincial. Los reclamos, sin embargo, se recrudecieron cuando Arcioni anunció, a principio de semana, que se descontarían los días de paro de todos los trabajadores estatales. Esta medida llevó a que los docentes se movilizaran a la Casa de Gobierno, en Rawson, en donde fueron recibidos con balas de goma y gases lacrimógenos. El Secretario General de ATECH, Santiago Goodman, fue golpeado y detenido. El accionar represivo generó indignación en los gremios docentes y motivó la organización del paro nacional, así como el pedido de renuncia de Massoni.

«Ojalá ahora se abra una posibilidad para dialogar y resolver el conflicto con las autoridades de Chubut», sostuvo la secretaria general de CTERA, Sonia Alesso, quien, junto a UDA y SADOP, movilizó a la Casa de la Provincia de Chubut en Ciudad de Buenos Aires. Marcela Capón, desde Chubut, destacó lo «inédito» de la solidaridad gremial nacional para con un conflicto provincial y adelantó que el lunes próximo los docentes se sentarán a negociar con el gobierno provincial.

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *