El chico asesinado fue identificado como Martín Chocho Aucapiña, de 15 años, quien fue apuñalado por delincuentes que le robaron su teléfono celular en la puerta de su casa en la localidad de Rafael Castillo.

Un adolescente de 15 años fue asesinado de una puñalada por delincuentes que le robaron su teléfono celular, en un sangriento hecho registrado en la puerta de la casa de la víctima, en la localidad bonaerense de Rafael Castillo.

De acuerdo a lo que pudo averiguarse, el chico asesinado fue identificado como Martín«Chocho» Aucapiña, quien una semana antes había intervenido para evitar el intento de robo a una vecina del Barrio Central donde residía.

«Chocho estaba trabajando como albañil para ayudar económicamente a su familia. Sus amigos juntaron dinero para pagar el velatorio», dijo un vecino sobre el dramático episodio. Alrededor de las 6.30 de la mañana del domingo, vecinos escucharon un grito pero cuando salieron de sus hogares ya no había mucho por hacer, ya que el joven estaba tendido sobre el piso con un cuchillo clavado en la ingle.

«Lo mataron para robarle el celular y su billetera. Una semana atrás, él había evitado en esa misma cuadra que una mujer fuera asaltada», dijo el vecino.

Al ocurrir el fatídico caso, Martín volvía de la casa de su novia cuando en la intersección de las calles Pedro Ferré y Zárate, del citado barrio de La Matanza, cuando delincuentes lo enfrentaron para sacarle el celular y la billetera. Pero no les alcanzó con eso, y le quitaron la vida dándole una puñalada en la ingle con un arma blanca, en la puerta de su propia casa. En los hechos intervino la Comisaría de Distrito Oeste 3 de Rafael Castillo, que intenta dar con los responsables del homicidio.

Mirá También:  Coronavirus: con un nuevo contagio, este jueves empiezan los testeos para trabajadores de hospitales porteños 

Asimismo, amigos y familiares buscan testigos e imágenes de cámaras de seguridad que puedan aportar a la investigación. Ludmila Lugo, amiga de la víctima, indicó que «la mamá lo cuidaba muchísimo, y cuando salió a la calle lo encontró boca abajo y al darlo vuelta, él, agonizando, le pedía que lo ayudara», precisando que «era sú único hijo varón y el más chico, a esa madre le arrebataron la vida».

La semana pasada le querían robar a una mujer mayor y él no dudó en defenderla para impedir el ataque.

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *