El riesgo del colapso sanitario no sólo se percibe en la creciente ocupación de camas de terapia intensiva. La demanda de oxígeno se multiplicó más de tres veces en las últimas semanas y los proveedores advierten que ese servicio también está al límite. Algo que afecta no sólo a ámbitos hospitalarios, también a pacientes domiciliarios que dependen de este gas para respirar.

“Estamos con saturación al 100% sobre estos casos. Habitualmente podemos entregar 100 domicilios diarios y nos están requiriendo de 400”, alertó Alejandro Bucich, presidente de Argentina De Gases, en diálogo con Tiempo. “No solo falta oxígeno, faltan los cilindros, el fabricante de bigoteras no da abasto. No hay vehículos, no hay recursos humanos, la gente que trabajaba ocho horas está trabajando 16, agotada. Es una situación crítica, muy estresante”, agregó.

“Prácticamente cuadruplicamos el consumo de oxígeno. La producción -no solamente la nuestra- por más que hayamos hecho inversiones no da abasto para una demanda tan grande como la de los últimos 15 días y tan de repente. Se empezaron a saturar muchas camas de unidades de terapia intensiva, acompañadas con oxígeno, que se empezó también a saturar. Entonces empezaron a derivar a pacientes a domicilios. Va un cilindro de oxígeno con cánula o bigotera para que gente con covid -u otra enfermedad- pueda respirar con ayuda de oxígeno”, explicó Bucich. Y contó que, según la indicación médica, un tubo puede durar diez días a un asmático, tres o cuatro para un caso de covid moderado y medio día para uno extremo.

También podés leerOxígeno: el gobierno se reunió con los fabricantes para garantizar el suministro a clínicas y hospitales

Mirá También:  Procesan al joven que volvió de Miami con covid e intentó ocultarlo

“Se pusieron camas y sillas covid en hoteles, nadie esperaba esto, es como un tsunami. Había una crecida y vallas contenedoras, pero vino un tsunami de repente”, señaló el empresario, y apuntó que “una inversión para cuadruplicar la producción implica millones y millones de dólares de tecnología importada, implica traer tecnologías en un barco completo. Instalar una planta demora más de un año, no es un movimiento rápido”.

Los profesionales de la salud vienen advirtiendo sobre esta dificultad por la que el martes la titular de la cartera sanitaria nacional, Carla Vizzotti, se reunió con representantes del sector. “En situaciones normales pre pandemia era muy común para las personas oxígeno dependientes el servicio de oxígeno terapia en sus domicilios, ahora se está usando también para el covid 19”, explicó Silvana Scali, vicepresidenta del gremio bonaerense Cicop, que esta mañana dio una conferencia de prensa sobre la gravedad del cuadro desde el Hospital Fiorito, en Avellaneda.

“La demanda de ciertos insumos, entre ellos el oxígeno, pero también anestésicos, se ha disparado y acarreó problemas porque además en estas drogas sus precios se han triplicado, cuadruplicado. Estamos hablando de una situación bastante compleja en lo que tiene que ver con la economía de la salud también”, dijo Scali a este medio. “Los hospitales están trabajando con guardias abarrotadas, con altísima ocupación de camas generales y terapias. Cama que se desocupa, se ocupa. En cuanto al oxígeno es una preocupación real. Se ha triplicado la utilización del oxígeno medicinal”. Advirtió, además, por el “cuello de botella” generado en las terapias en cuanto al personal, tanto de médicos intensivistas como de enfermería especializada para el área: “Son recursos especializados y escasos, híper calificados. Que no se forman ni un mes ni en seis meses, lleva años”.

Mirá También:  OnlyFans, una alternativa cada vez más popular para salir de la crisis en Venezuela

“Estamos reclamando mayores restricciones a las actividades. No vemos otra salida. Porque de mantenerse estos niveles de contagio, va a terminar colapsando. Estamos en un margen muy fino. Y estamos ante un riesgo de colapso cierto. No hay margen para seguir sosteniendo este nivel de atención durante mucho más tiempo”, advirtió. Y remarcó que “es muy preocupante y causa mucha angustia en los equipos de salud ante la perspectiva de tener que elegir entre pacientes”. Y cerró: “La respuesta tiene que venir del lado de las medidas. El sistema de salud es elástico hasta determinado punto. Si colapsa, por mucho que se le agregue, en algún momento no va a dar más”.

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario