En el marco de las jornadas «A propósito de Juana Bignozzi», se estrena de forma virtual la película documental «Las poetas visitan a Juana Bignozzi», un registro audiovisual que invita a encontrarse con la figura de la poeta y que indaga en torno a la relación entre cine y poesía.

El centro narrativo del film se concentra en Bignozzi, «una poeta -como define Mercedes Halfon, albacea de la poeta- central para los que empezaron a leer poesía y a publicar a partir de los años 90 y que «se intensifica con la publicación de su obra reunida en el 2000, y su retorno definitivo al país en el 2004, años que coincidieron con un momento de mucha efervescencia en la escena poética, lecturas, publicaciones, festivales, donde ella fue una de las estrellas más brillantes».

«A partir de ese momento se la empieza a leer de un modo casi diría ineludible, se convierte en una lectura clave. Si bien antes también se la conocía y era una de las voces más particulares de los poetas del 60. El hecho de ser la única mujer en un entorno de poetas como los del Pan duro, también nimbó su figura de un aura especial. Juana es una poeta muy leída, desde hace muchos años», agrega.

Pero la película va más allá de la poeta: se trata de un registro a partir de su muerte que da cuenta del proceso de Halfon cuando comienza a encontrarse como albacea de su obra literaria y la conjunción que se da con el equipo de cineastas que se suman para documentar ese proceso. Más que investigación, el film adopta la forma de un entramado que abre preguntas sobre la construcción de un archivo y una memoria y sobre la relación entre el cine y la poesía.

Mirá También:  Artistas y curadores, sexto debate sobre el panorama artístico de cara a Bienalsur 2021

Para la cineasta Laura Citarella, «la película se hace preguntas sobre la relación entre el cine y la poesía. En esas preguntas aparecen miles de hipótesis que fuimos probando mientras la hicimos. Finalmente no todas las hipótesis pudieron quedar en la película. Es una película que pregunta, más de lo que responde. En ese sentido, es difícil sacar en limpio una única conclusión. Quizás la única sea que sólo podemos pensar aspectos de Juana, aspectos de su obra y aspectos de la relación entre el cine y la poesía. Pero no una única verdad sobre esos asuntos».

¿Cómo se relacionan el cine y la poesía en este documental? «Un ejemplo -dice Citarella- es lo que sucede con la lectura de los poemas. Al principio nos preguntábamos ¿quién debería leer los poemas?. Finalmente, la gente que aparece en la película leyendo poemas es toda la gente a la que se filmó. Es decir, no había una respuesta para esa pregunta, no había gente que leyera bien y gente que leyera mal. O al menos el film no se podía parar en ese lugar».

En este punto, argumenta la cineasta, «no existe un estatuto de qué le conviene a un poema o qué le conviene a un poema filmado. La poesía es un ejercicio propio, personal y muchas veces íntimo y en ese sentido, establece con la cámara un acuerdo diferente. Como si el cine solo pudiera ocuparse de transformarlo en un documento. Como si no fuera fácil tener una opinión sobre eso que se lee, porque se lee como cada uno puede, con lo que cada uno trae».

Mirá También:  Cómo fueron las últimas horas de Caroline Flack antes de quitarse la vida

Producida por El Pampero Cine, «Las poetas visitan a Juan Bignozzi», que ya fue proyectada en el Festival de Cine de Mar del Plata, se podrá ver por primera vez de forma virtual desde el 25 al 27 de septiembre en la plataforma Kabinett, en el marco de las jornadas que desarrolla el departamento de literatura del Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires.

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *