Son 220 familias en La Boca que no recibieron el apoyo

Esta semana los beneficiaros dejaron de recibir la asistencia alimentaria. La ciudad dice que hubo «un error de cálculo».
La organización multisectorial La Boca Resiste y Propone denunció que el Gobierno de la Ciudad no distribuyó este miércoles el bolsón alimentario con productos secos que venía entregando desde hace cinco meses a 220 familias que quedaron afuera del programa de comedores comunitarios. Según dijeron desde la organización, que no sólo entrega los bolsones sino que complementa la ayuda estatal con frutas, verduras y otros productos, este viernes les comunicaron que los alimentos no llegarían esta semana y quizás tampoco la próxima, por «un error de cálculo» en la compra. En tanto, voceros del Gobierno aseguraron que «hay una reorganización del flujo de recursos, se va a reevaluar y ver qué pasó. Pero no se va a dejar de atender a esas familias y, en todo caso, se las va a reubicar en los comedores del barrio».Natalia Quinto, integrante de la agrupación La Boca Resiste y Propone, explicó que el bolsón alimentario que, con algunas variaciones, contienen leche en polvo, un paquete de fideos, un paquete de harina, un paquete de arroz, uno de galletitas, un puré de tomate, una lata que puede ser de choclo o arvejas y una de duraznos, se entregaba semanalmente a un grupo de familias que quedaron excluidas de los comedores comunitarios.

«Como el programa de comedores estaba saturado desde el Gobierno porteño resolvieron la situación enviándoles un bolsón con ocho productos semanales. Para nosotros era más fácil que ellos otorgaran el cupo en comedores y de esa manera garantizaran almuerzo y cena de lunes a viernes, pero no se resolvió así», explicó Quinto. En cualquier caso, los responsables de la asistencia alimentaria en el contexto de la pandemia en la Capital Federal está en manos del Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat y el Instituto de Vivienda de la Ciudad (IVC).

Mirá También:  Los técnicos del FMI juegan de local

Hasta la semana pasada, la asistencia alimentaria llegaba todos los miércoles a la Casa Torquato Tasso, un espacio sociocultural del barrio de La Boca donde la organización social se encargaba de repartir los bolsones los días viernes de 14 a 17. «Los repartíamos con un complemento que le sumamos nosotros porque el bolsón es deficitario, no tiene proteínas. A través de campañas y donaciones, como la venta de afiches por los 150 años del barrio que hizo el artista plástico Nestro Gasparini, sumamos frutas, verduras y huevos, para complementar los bolsones y que las familias salgan lo menos posible a buscar alimentos», dijo la integrante de la multisectorial.

Sin embargo, esta semana, todo cambió. «Primero dijeron que iban a entregar los bolsones el jueves, después que se entregaban el viernes, y este viernes me llamaron para decirme que esta semana no había alimentos. Que hubo un error de cálculo en la compra y que hay que ver cómo sigue la semana que viene», advirtió Quinto, quien agregó que «necesitamos que lleguen los alimentos y que el Gobierno porteño cumpla con su parte, ya que es el responsable de garantizar el derecho alimentario de las familias. Hay que decirle a una mamá «esta semana tu nena no come porque hubo un error de cálculo, o rotá por todas las ollas populares hasta que consigas una vianda», cuando sabemos que los comedores del programa no reciben demanda espontánea».

La militante social explicó además que tienen 279 familias en lista de espera. «Familias que hicieron una presentación formal el 28 de mayo pasado al Gobierno porteño a través de la Defensoría Nº 5 para que les dieran asistencia alimentaria en el marco de la pandemia y que el gobierno nunca contestó. Se presentó también en la causa del juez (Dario) Reynoso donde se pedía un protocolo para barrios vulnerables y la incorporación de La Boca como barrio vulnerable, y el juez nos dio lugar e intimó cinco días a la Ciudad a presentar una respuesta alimentaria para las familias. Pero el gobierno apeló y la Sala 2 de la Cámara de Apelaciones revocó la decisión del juez. En estas condiciones todo es muy difícil», remarcó Quinto.

Mirá También:  Amplían la ayuda para las cooperativas

Por su parte, voceros del Ministerio de Desarrollo Humano dijeron a este diario que si bien se «va a reevaluar y ver por qué no llegaron los bolsones esta semana», hay en marcha una «reorganización de los recursos. Y en todo caso, las familias que estaban siendo atendidas por esta organización pueden acercarse a la calle Piedras 1281, primer piso, de lunes a viernes de 8 a 16, para ser reubicadas en los comedores del barrio que les quede más cercano a su domicilio». Según aseguraron, «no se va a dejar de atender a nadie. Estamos asistiendo con más de 130 mil raciones diarias y 20 mil bolsones. Este puede ser un problema puntual y hasta tal vez haya otros casos, pero no se deja de asistir a nadie».

En tanto Quinto remarcó que «somos conscientes de que la situación es extraordinaria. Somos una multisectorial y formamos parte del comité de crisis que se denomina red de cooperación, que tiene 22 ollas populares y merenderos. Cuando solicitamos el cupo de comedor al programa formal fue porque los comedores de la red estaban colapsados, además de ser comedores que no reciben ningún aporte del Gobierno de la Ciudad. Nos hemos donado enteros a la tarea, venimos todas las semanas, nos exponemos, ordenamos las filas, que son 200 metros de cola de gente y cumplimos nuestra parte. Lo mínimo que esperamos es que la Ciudad cumpla con la suya y asista a las familias».

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario