Las posiciones a favor y en contra de la posibilidad del gobernador de La Rioja, Sergio Casas, de presentarse para un nuevo mandato no se disiparon tras la victoria del «Sí» por un 58 por ciento en la consulta popular realizada ayer en La Rioja. El ministro de Justicia, Germán Garavano, salió a respaldar la posición de Cambiemos, que en la provincia cuyana busca llevar como candidato al exministro de Defensa Julio Martínez, y tildó la consulta como un «proceso manoseado». También opinó que está en contra de «las reelecciones en términos generales». En tanto, el presidente del Tribunal Electoral riojano, Luis Brizuela, consideró que la participación del 50 por ciento del padrón fue «muy buena» y adelantó que la Corte Suprema debería desestimar presentaciones en contra de la consulta por tratarse de «cuestiones de índole local». 

Casas logró validar ayer la enmienda constitucional votada a fines del año pasado por la Legislatura de La Rioja que lo habilita a presentarse para la reelección al interpretar el artículo respecto de la «sucesión recíproca», que según la oposición deja fuera de juego al gobernador por haber sido vicegobernador de la gestión de Luis Beder Herrera. Sin embargo, el «sí» que se impuso en la consulta popular validó la interpretación de que la «sucesión recíproca» solo es aplicable ante una misma fórmula de gobernador y vice. 

«Es para ese único fin», afirmó el titular del Tribunal Electoral compartiendo la enmienda votada por el oficialismo y subrayó que «el pueblo de La Rioja se ha expedido de una de las formas más directas que contempla la democracia». Además, en diálogo con La Red, Brizuela indicó que la Constitución riojana «no contempla la reelección indefinida» frente a los argumentos de la oposición respecto de los principios de alternancia. «En las intendencias del país las elecciones son indefinidas y nadie se raja las vestiduras, porque se respetan las normas y las instituciones», analizó Brizuela.  

Mirá También:  "Alma se queda": cuando los tratados atropellan los derechos de las infancias

Garavano salió al respaldar la estrategia de Cambiemos —que ya anotó un primer revés el viernes pasado, cuando la Corte Suprema rechazó un amparo y habilitó la consulta popular— y consideró que se trató de «un proceso muy manoseado». Para sostener su posición en contra de la reelección de Casas, Garavano quedó en una posición contradictoria en el inicio del año electoral en el que el presidente Mauricio Macri buscará quedarse otros cuatro años en la Casa Rosada: «Soy contrario a las reelecciones en términos generales. Una pena, porque son cosas que en definitiva afectan a nuestra democracia». 

«Nadie es irremplazable, y en definitiva en eso está la fortaleza de la democracia y de la sociedad. Es algo que ya ha pasado varias veces en la Argentina, sigue pasando y no entendemos», insistió Garavano, en diálogo con La Red, mientras la alianza gobernante se debate cómo impulsar la reelección de Macri. 

El titular del Tribunal Electoral confirmó el resultado provisorio de la consulta popular que arrojó 69.104 sufragios por el «Sí» y 49.465  por el «No» con la participación del 50 por ciento del padrón. Según Brizuela, la participación fue «muy buena» en comparación con la última consulta popular realizada en 2007 en la provincia, donde participó el 26 por ciento del padrón. Sin embargo, desde la oposición indican que los votos del «Sí» representan el 24,7 por ciento del total del electorado, por lo que llevarán el debate al Poder Judicial con el argumento de que se requiere un 35 por ciento de los votos para considerar válido el resultado de la consulta.  

Mirá También:  La Comisión de Acuerdos rechazó el traslado de jueces que había dispuesto Mauricio Macri

 

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario