EL TELEGRAFO: EL CAMINO DEL HILO

La llegada del ferrocarril también produjo un cambio en las comunicaciones y es el telégrafo el primero de todos esos progresos que cambiaron la fisonomía pampeana, tan conocida por la falta de comunicación entre sus vecinos se podría llegar a decir que el ferrocarril junto al telégrafo hizo posible que los pueblos se conocieran más.
Aparte de los que los diarios del día nos podían trasmitir con su lectura, el telégrafo ponía en nuestras manos la posibilidad de remandar nuestras noticias a los seres queridos de otros pueblos y ciudades que empezaron a conocer esa facilidad de poder en pocos minutos expresar un estado de ánimo, una felicitación, un buen augurio o un fallecimiento, notas tristes pero de reconocido valor sentimental.
¿Quién no recuerda haber visto durante esas tediosas horas de tren ver al lado de las vías una continua línea de postes de telégrafo, hechos con rieles de vías bien altos? esos hilos de telégrafo fueron durante muchos años la única forma de comunicarse entre los vecinos de las pampas y la ciudad, o entre pueblos cercanos y una forma segura de acompañar a los ferroviarios en sus largas horas de guardia y trabajo, mandando y recibiendo órdenes y comentarios de lo que sucedía en otros lugares.
Mucho más de lo que pensamos es la deuda con el telégrafo, la aparatología moderna nos hace perder de vista las virtudes de ese simple hilo de telégrafo que unían las voluntades y las necesidades de comunicarse unos con otros.
Como nuestro país tiene una forma de crecer y progresar a la par del ferrocarril veremos que la trilogía TELEGRAFO–FERROCARRIL–CAMINOS anduvieron desde entonces a la par llevando a todos los pueblos del país la posibilidad cierta de estar comunicados entre sí.
El servicio de telégrafo de Chascomús lo atendió por primera vez el Telégrafo de la Provincia de Buenos Aires en combinación con el Ferrocarril Sud, antes fue el ferrocarril Oeste quien marcó el primer rumbo, para el pueblo fue la primera forma de comunicarse exitosamente con Buenos Aires y otras ciudades. Por un momento hagamos un esfuerzo y pensemos en el Chascomús de 1865, cuando hasta fines de año las noticias más ligeras llegaban pasadas las 24, 48, 96 y más horas… ¿qué habrán pensado nuestros ancestros cuando un telegrama tardaba sólo 5 minutos en recorrer los 114 km. que nos separaban de Plaza Constitución? algún viejo habrá dicho ¡¡cosas de mandinga¡¡ pero estaba dado el primer paso de un nuevo país, la estación transformó la vida del pueblo, el tren pasó a ser un APARCERO GAUCHO Y CRIOLLO al que se deben muchas formas de progreso …UN TELEGRAMA DE LA ESTACION ERA ALGO IMPORTANTE.
Se podría llegar a decir que el progreso de la vida de los vecinos se incrementó a partir de 1865, el ferrocarril, el telégrafo y los diarios con las noticias del día transformó la forma de pensar de los vecinos que sumados a los nuevos amigos: los inmigrantes conformaron una nueva forma de comunidad que produjo un gran crecimiento en todos los niveles sociales que se sintieron incorporados a los adelantos de la Nación Argentina.

Mirá También:  PLAN CONDOR: “LA SELECCIÓN DE BLANCOS SERÁ POR VOTACIÓN”

HEG

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *