Los maestros no aceptaron el 19 por ciento impuesto por Vidal y anunciaron un paro para el próximo lunes y martes. El ministro de Trabajo, Marcelo Villegas, dijo que la huelga es “oportunista”.

El Frente de Unidad Docente Bonaerense convocó a un nuevo paro de 48 horas para el próximo lunes y martes, que incluye una movilización, en rechazo al “decretazo” de la gobernadora María Eugenia Vidal, que fijó de manera unilateral el aumento salarial de los maestros en un 19 por ciento. “Cuando (Vidal) dice que los aumentos acompañan a la inflación, miente porque están planteando un aumento del 19 por ciento cuando en agosto la inflación era del 24 y hoy es del 31”, advirtió el titular de Suteba, Roberto Baradel. En tanto, el ministro de Trabajo de la provincia, Marcelo Villegas, alejado de la situación económica que vive el distrito y el país no tuvo empacho en criticar la decisión de los gremios al sostener que “es oportunista”.

Enterados del decreto los gremios docentes bonaerenses no disimularon su molestia. No es para menos, la discusión salarial se encuentra frenada desde hace casi dos meses ya que la última reunión entre los docentes y el gobierno bonaerense fue el 23 de agosto y la propuesta fue la misma que la de ahora: un incremento del 19 por ciento sin cláusula gatillo cuando la proyección inflacionaria para fin de año se estima que será del 42 por ciento. Incluso existe un fallo judicial que obligó a Vidal a negociar con los gremios docentes pero la respuesta continuó siendo la misma.

Mirá También:  Noticia a confirmar: NUEVO SERVICIO DE BUSES CHASCOMUS - MAR DEL PLATA

“Queda claro que con este decreto el Gobierno le viene mintiendo a la sociedad. La gobernadora cuando dice que los aumentos acompañan a la inflación, miente porque están planteando un aumento del 19 por ciento cuando en agosto la inflación era del 24 y hoy es del 31”, dijo Baradel a este diario.

Los gremios de mayor representación de la provincia de Buenos Aires realizaron ayer temprano una conferencia de prensa para anunciar la medida de fuerza en rechazo al decreto, que además incluye una movilización a la casa de provincia en la Ciudad de Buenos Aires, en Callao 237. “La gobernadora desconoce el ámbito de la paritaria y lo dispuesto por la Justicia al imponer este aumento del 19 por ciento por decreto”, indicó Mirta Petrocini, de la Federación de Educadores Bonaerenses al anunciar la huelga. “Estamos reclamando que las autoridades se sienten con nosotros. La Justicia le ordenó a la gobernadora negociar de buena fe y sacó un decreto. Tampoco cumple con el fallo judicial que le exige aplicar la cláusula gatillo”, agregó Baradel.

Los titulares de Sadop y Amet también se pronunciaron en contra del decreto. “No hace más que ratificar los rasgos autoritarios por parte del Gobierno”, se quejó José Luis Fernández, titular del sindicato que representa a los maestros que trabajan en los colegios privados. “Queremos denunciar el avance que están haciendo sobre la escuela técnica, que trae precarización y recortes y nos están dejando afuera de esa discusión. Rechazamos esa reforma”, dijo por último Ariel Guede, de la Asociación de Enseñanza Técnica.

Ante el anuncio que hicieron los gremios, el gobierno bonaerense convocó a una nueva reunión paritaria para el próximo jueves y cuestionó la medida de fuerza tomada por los docentes. “Es insólito que los docentes hagan paro de 48 por un decreto que firmó la gobernadora, que no cierra la paritaria en modo alguno, porque nunca este gobierno cerró una paritaria por decreto, sino que valida por los aumentos que hemos venido dando y recoge el pedido de los gremios que durante muchas semanas dijeron que esos anticipos eran cifras en negro, no remunerativas”, afirmó el ministro Villegas. El funcionario aseguró que el paro “es oportunista” y refleja la necesidad de los docentes “de hacer política y salir en los medios”. “Lo que hay que preguntarle a los gremios es cuál es la razón de este paro. Nosotros estamos buscando una alternativa que nos permita superar el conflicto”, sostuvo el ministro bonaerense.

Mirá También:  Lo degollaron en salvaje disputa

Por fuera de la cuestión salarial, los maestros siguen reclamando por otros temas que también afectan a la calidad educativa, como los edificios escolares cerrados por las malas condiciones edilicias. “Nos queremos reunir porque todavía hay más de 500 escuelas sin clases por no tener las condiciones edilicias. Nosotros queremos Escuelas Seguras”, pidió Baradel.

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *