Es la escuela secundaria 36 y la primaria 32. El hecho ocurrió en la madrugada de ayer. Los peritos encontraron dos focos de iniciación del fuego. “Nos matan, nos amenazan, nos secuestran, nos torturan y ahora incendian nuestras escuelas”, expresó un docente.

Un gran incendio destruyó parte del edificio donde funciona la escuela secundaria 36 y la primaria 32, en el barrio Bongiovanni de la localidad bonaerense de Moreno. El episodio ocurrió durante la madrugada de ayer y, si bien aún se están investigando las causas, la versión preliminar de los peritos sostiene que se trata de un incendio intencional. Sin embargo, hasta el momento, se desconoce si está relacionado a un hecho vandálico o si es un “mensaje” hacia los docentes, en línea con las amenazas recibidas por otros trabajadores de la educación durante las últimas semanas.

Además de los peritajes realizados por la Policía Científica, la hipótesis sobre la intencionalidad de lo ocurrido se basa en los dos focos de incendio detectados por los bomberos en el lugar de los hechos. Las llamas comenzaron en la preceptoría de la secundaria y luego se extendieron a un salón de clases compartido con la primaria, espacios que quedaron destruidos por completo. Esto sucede a casi dos meses de la explosión de la escuela 49 de Moreno, donde murieron Sandra Calamano y Rubén Rodríguez, y a dos semanas del secuestro y tortura de Corina de Bonis.

Mirá También:  Elevan el Presupuesto 2016 en casi $150.000 millones para pagar salarios, jubilaciones y planes sociales

“Alrededor de las 3 y media de la mañana sonó la alarma. Cuando se acercaron desde la empresa a la escuela vieron el incendio y enseguida llamaron a los bomberos y al director de la secundaria”, relató Emanuel, docente de la EES N° 36. “Según nos dijeron cuando llegamos al lugar, había dos focos de incendio. Uno que provocó las llamas, que se cree que podría provenir del cielo raso y de ahí se extendió a las vigas de madera de la galería. Y otro que no se propagó, cerca de una puerta exterior, a tres o cuatro metros del lugar que se prendió fuego”, continuó.

En el espacio que se incendió funcionaba la preceptoría de secundaria, que fue construida con los fondos de la cooperadora para que los secretarios, que anteriormente trabajaban con una mesa en el pasillo, tuvieran un espacio físico para desarrollar sus tareas. En el salón, además, funcionaba una biblioteca y un lugar de guardado de los materiales de educación física, los instrumentos de música y los legajos de los estudiantes. “La pérdida es gravísima, porque más allá de lo material, que se construyó con el esfuerzo de la cooperadora, se perdieron todos los libros, las colchonetas y materiales de educación física, todos los legajos de los chicos y los instrumentos. Se perdieron muchas horas de trabajo”, sostuvo el docente. El otro espacio alcanzado por las llamas era un aula compartida por primaria y secundaria, ya que la EES N° 36 cuenta con muy pocos salones y una paupérrima estructura edilicia.

“Aún no podemos descartar ninguna hipótesis”, sostuvo Diego Correa, director de la escuela secundaria. “Eso lo tiene que ver la justicia. Nosotros pensamos que podría haber sido una falla eléctrica, pero nos dijeron que hubo dos focos de incendio. No hay cámaras en la cuadra, así que veremos qué es lo que se investiga desde la justicia”, continuó el director, quien denunció el episodio en la comisaría de la zona. “La solución va a venir desde infraestructura provincial. Ya estuvimos hablando con ellos sobre eso. Esperamos que la semana que viene que se concrete algo, ya que se habló de una reconstrucción total o parcial del edificio”. Y agregó: “Moreno es así. Todas las escuelas de Moreno está en la misma. La 36 es un reflejo de lo que sucede en el distrito y en la provincia. Desde el 6 de agosto que estamos afuera de la escuela, atendiendo a la comunidad. Siempre, llueva o haga calor. Dando actividades para los chicos. Y vamos a seguir, más fuertes que nunca”.

Mirá También:  Al menos seis muertos y 40 heridos en un atentado con bomba en Afganistán

Según fuentes de la investigación, los peritos afirman en su versión preliminar que el incendio fue intencional. “Sin embargo, no hay cámaras ni del municipio ni cámaras privadas para avanzar en la investigación. Están buscando testigos o alguien que pueda aportar más datos”. Fuentes cercanas a la municipalidad también coincidieron en la intencionalidad del origen de las llamas: “Ni bien nos enteramos del hecho, hablamos con el jefe de bomberos y su equipo. Nos comentaron que no había indicios de que las puertas hayan sido forzadas y nos aclararon que ellos presumían, a simple vista, que había dos focos distintos de incendio. Si hubiese ocurrido un cortocircuito o algún otro problema de infraestructura, solo debería haberse detectado un foco”, explicó la fuente municipal.

Las imágenes de las llamas que salían por las ventanas del edificio no tardaron en circular por las redes sociales. Allí los maestros compartieron su bronca. “Así estamos en Moreno. Basta de persecución, amenazas y torturas a los docentes”, escribió una docente de este distrito. “Nos matan, nos amenazan, nos secuestran, nos torturan y ahora incendian nuestras escuelas”, fue el descargo de otro.

“Ante la confirmación del Procurador General de la Provincia, Julio Conte Grand, que el incendio de la Escuela Secundaria 36 y la Primaria 32 de Moreno ha sido intencional, repudiamos absolutamente este hecho que ataca directamente a la Escuela Pública”, escribió Roberto Baradel y pidió que las autoridades “den una respuesta inmediata” sobre lo ocurrido.

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *