Los trabajadores de la actual secretaria advirtieron que la pérdida de jerarquía del organismo no solo afecta a la comunidad artística sino a toda la sociedad. A través de un comunicado advirtieron que “el acceso a la Cultura es un derecho humano fundamental de los pueblos y su acceso tiene que ser garantizado por el Estado”.

Los trabajadores del que fuera el Ministerio de Cultura lanzaron una campaña para visibilizar la degradación de la cartera que conduce Pablo Avelluto, convertida en secretaría. “Esto no sólo afecta a las y los trabajadores de este organismo y a la comunidad de artistas, sino –y sobre todo– a la sociedad argentina”, recalcaron mediante un comunicado. Declararon el estado de “emergencia cultural” y convocaron al sector a respaldar el reclamo con diferentes acciones.

Quienes sean parte de una obra de teatro, danza, un espectáculo musical o exhibición de cualquier tipo son invitados a leer un comunicado en el marco de las funciones.  “Desde que Avelluto asumió como ministro, despidió trabajadorxs, eliminó programas y recortó el presupuesto. El acceso a la Cultura es un derecho humano fundamental de los pueblos y su acceso tiene que ser garantizado por el Estado”, se lee en el documento. El reclamo es por “una cultura inclusiva y federal” y “un Ministerio de puertas abiertas para los artistas”. “No queremos teatros, librerías, cines y salas cerradas. Queremos que se multipliquen festivales, obras, conciertos y convocatorias”, exigen. Otra opción para respaldar la lucha es realizar un video o sacarse una foto con un cartel con la leyenda “emergencia cultural” y compartirlo en las redes. Ya se sumaron Lola Berthet, Liliana Herrero y Pedro Rossi.

Mirá También:  Una multitud de mujeres en las calles de Trelew

Uno de los delegados de ATE Cultura (Verde y Blanca), Martín Rosetti, explicó que este es un “relanzamiento” de una campaña iniciada hace un año, con un comunicado que denunció la reducción y subejecución del presupuesto, la desaparición de programas y el desfinanciamiento de museos, entre otros hechos que demostraban el ajuste en el área. En esta ocasión, la intención es “convocar a la ciudadanía a participar, entendiendo que la eliminación del Ministerio debería importar a todos, porque son menos derechos para el pueblo argentino”. Como ejemplo claro y reciente, está el “inédito” decreto que habilita a cobrar el ingreso a museos.

La “persecución” a los trabajadores comenzó hace “varios meses”, con quite de horas extra y despidos “en goteo”, informó el dirigente. “No nos sorprendería que aparezcan nuevos despidos, corresponde a la lógica de este Gobierno y estamos en alerta”, agregó. La versión oficial es que no los habrá. El miércoles, trabajadores de distintos sectores del Ministerio llevarán adelante una “caravana cultural”, movilización que partirá desde el Teatro Nacional Cervantes, el Museo de Bellas Artes, la Biblioteca Nacional y el edificio de la calle Alsina, para confluir al mediodía con un abrazo simbólico en la sede de Alvear 1690.

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *