La onda expansiva del crimen social de Moreno alcanzó a la centenaria Escuela Industrial de la Nación “Otto Krause”. 1900 estudiantes continuaron sin clases más de dos semanas después del final de las vacaciones de invierno.

Construido en 1909 y declarado Monumento Histórico Nacional en 1995, este edificio ocupa una manzana a 500 metros de la Casa Rosada. A pesar de haber sido restaurado entre 2008 y 2014, su estado actual es lamentable: una vez más, corrupción y negligencia se conjugan para poner en riesgo la salud de quienes transitamos por sus aulas.

Desde el 1° de agosto carece además de energía eléctrica en dos de sus tres fases, problema que inmediatamente conlleva la falta de agua en sus instalaciones. Las autoridades educativas de la Ciudad de Buenos Aires se desentienden como si esto ocurriera en otro país.

Continuar estudiando y enseñando bajo estas condiciones sería naturalizar esta negligencia inadmisible, pero prolongar la suspensión de actividades pedagógicas sin fecha convalida el vaciamiento terminal de la escuela pública.

Hoy el hartazgo y la bronca llegaron a un límite: decenas de alumnos, docentes y padres con la bandera del centro de estudiantes salimos este lunes a cortar con consignas y pancartas la Avenida Paseo Colón entre las 12 y las 13.30 hs.

Mirá También:  DECIDEN DEPORTAR A EXTRANJEROS DETENIDOS

Esta acción pareció “despertar” a las autoridades de la escuela para obtener -al menos- promesas de soluciones de emergencia para poder reanudar este martes las actividades.

La pasividad oficial parece envolver también a los representantes gremiales docentes. El gremio mayoritario en las escuelas técnicas, AMET, brilla por su ausencia a pesar de la gravedad de la situación. Los delegados de UDA y del sector celeste de UTE estuvieron en el corte pero no propusieron ninguna iniciativa que denuncie públicamente esta situación de vaciamiento.

Los estudiantes movilizados nos marcan el camino para no contemplar más como el ajuste de Vidal y Larreta en educación sigue recortando todos nuestros derechos y libertades. Tomar la iniciativa ya en cada escuela pública es la única manera de decir ¡Basta! a estos gobiernos y a sus cómplices burocráticos que sólo ofrecen esperar sin luchar.

Desde La Marrón, proponemos impulsar comisiones de estudiantes y docentes en cada escuela que releven las condiciones edilicias y que exijan soluciones inmediatas a las autoridades. Convocamos a las direcciones sindicales, en especial a la de UTE -principal sindicato docente en CABA-, a romper su pasividad y liderar estas iniciativas. El Centro de Estudiantes llama a continuar este martes con asamblea y un corte al mediodía por el conjunto de las deficiencias edilicias que persisten.

Las muertes de Sandra y Rubén no admiten mirar hacia otro lado.

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *