Narcotráfico, lavado de dinero y otros delitos ensuciaron a las fuerzas de seguridad. Desde el 10 de diciembre de 2015, cientos de policías fueron apartados, cesanteados, exonerados, denunciados o detenidos.

Un total de 9.236 policías bonaerenses fueron apartados de la fuerza, 52 agentes fueron cesanteados y otros 4 exonerados en la Federal y 129 efectivos fueron separados de la Policía de la Ciudad de Buenos Aires entre el 10 de diciembre de 2015 y el 30 de abril de este año, con la actual gestión de gobierno en Provincia, Nación y Ciudad.

Fuentes oficiales informaron que en la Provincia de Buenos Aires, desde que María Eugenia Vidal es gobernadora y Cristian Ritondo ministro de Seguridad, un 10% de los miembros de la fuerza resultó desafectado luego de las tareas llevadas a cabo por la Auditoría General de Asuntos Internos, dependiente de esa cartera.

En ese sentido, desde el 10 de diciembre de 2015 hasta el 15 de marzo de 2018, se iniciaron sumarios a 20.813 efectivos, de los cuales 9.236 fueron aparatados, 1.717 suspendidos y 625 terminaron detenidos por diferentes causas de corrupción, crimen organizado, narcotráfico y otros.

Mirá También:  JAVIER GASTÓN SE REUNIRÁ CON LOS VECINOS DE LOS SAUCES, OBISPADO Y LA GUARDIA

Asimismo, en la fuerza bonaerense se iniciaron 740 sumarios por enriquecimiento ilícito, aunque en este rubro hubo más de 2.000 uniformados y jefes policiales investigados, ya que se analizó el entorno y la posibilidad de que tengan testaferros dentro de la fuerza. De los 740 sumariados por enriquecimiento ilícito, 100 fueron denunciados a la Justicia y de este total hubo 9 acusados por lavado de activos ante la Unidad de Información Financiera (UIF).

Deja un comentario

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *